Select Page

¿Eligió una Pareja Evasiva?

¿Eligió una Pareja Evasiva?

Dependiendo de cómo nos relacionamos en la infancia con nuestros padres, así serán nuestras relaciones. Si este apego fue bueno, tendremos una persona segura emocionalmente. La estabilidad emocional y la seguridad, la determinan estas primeras experiencias. Hay personas seguras, sin miedo a la cercanía y a la intimidad y personas evasivas y ansiosas, con serias dificultades para establecer relaciones sanas y funcionales. Estas por lo general tendrán más problemas de pareja, generando esto depresión y ansiedad generalizada.

Características de la persona evasiva:

Se siente incómoda al mantener relaciones íntimas, le cuesta confiar y detesta la idea de depender de alguien, sea emocional o financieramente. Teme la proximidad y no se siente a gusto con la intimidad. Su pareja desea más intimidad de la que puede darle. Para la persona evasiva, es muy importante la independencia y la autosuficiencia. En los momentos de estrés, tiende a buscar menos apoyo de su pareja aunque se siente mejor cuando su pareja le da su apoyo. Pero, cuanto peor se sienta su pareja menos apoyo le dará. Aunque da poco, pide poco y huye de la intimidad. Esto no quiere decir que no desee las tres cosas. Simplemente, se defiende porque espera ser rechazado tarde o temprano. Aparenta una gran capacidad para estar solo y esconde una falsa autonomía. Aunque busca la soledad, no la disfruta.



La intimidad emocional, la comunicación de sentimientos personales, la expresión de emociones o el contacto físico, le crea incomodidad y malestar. Tiende a las relaciones formales y distantes y suele ser muy educado y amable, ya que se controla y no muestra enfado, ira o rabia. Le cuesta manifestar sentimientos. No soporta ver llorar o gritar a su pareja. Si encuentra razones para romper, lo hace de forma abrupta. Evita el contacto físico y los besos y las caricias le molestan. Afirma que su pareja constantemente le pide más cercanía de la que puede dar, dice que su pareja es demasiado sensible y minimiza sus reacciones o manifestaciones emocionales.

El amante evasivo huye del compromiso no porque no lo desee, sino porque en el fondo le da pavor ser rechazado o abandonado. Muchos se casan, pero nunca se entregan del todo y, construyen muros emocionales: se vuelcan en su trabajo, en alguna adicción o se mantienen siempre reservados y fríos. Algunos ejemplos de este tipo de barreras emocionales son la cólera, el silencio, la falsa madurez, distracciones e infidelidad.

En algunos casos, la infidelidad aparece cuando el evasivo se descubre dependiendo demasiado de su amada. Se puede sentir en manos de su pareja, y recurrirá a una tercera persona para evitar sentirse vulnerable. Teme la intimidad porque ha sido maltratado en la infancia (el abandono o la distancia emocional) y la asocia con el dolor. El evasivo es infiel por una cuestión de alma más que de cuerpo; porque teme ser demasiado dependiente de la persona amada. Teme la cercanía física y emocional, la siente como una amenaza, pero teme también el abandono, así que necesita tener a alguien «cercano distantemente». Si su pareja es también evasiva, pero está legitimada por el matrimonio o la convivencia, se sentirá a gusto. Si su pareja no es evasiva y se cansa de esta distancia, entonces el evasivo la perseguirá en cuanto tema el abandono. Si es la pareja segura la que se marcha, no conseguirá retenerla. Pero si se trata de una pareja ansiosa se entra en un círculo vicioso.

Los adultos evasivos recuerdan a sus padres como personas frías, que tendían a rechazarles y que nunca se mostraban disponibles.

RESUMEN:

  • El evasivo anhela una relación, pero al mismo tiempo la rechaza por miedo al abandono.
  • Es distante, no sabe expresar lo que siente y termina en drogas, alcohol o adicción al trabajo.
  • Por lo general asocian la intimidad con dolor, abandono. Recuerdan a sus padres como personas frías, que los rechazaban o nunca estaban para ellos.
  • Usan barreras emocionales tales como la cólera, la infidelidad y el silencio para mantener a los demás lejos y protegerse.

Sobre el Autor

Nancy Alvarez

Psicología Clínica con maestría y post grados en terapia familiar de pareja y sexual. Miembro del Board Americano de Sexualidad.


Sobre Nancy Alvarez

Es doctora en psicología clínica con maestría y post grados en terapia familiar, de pareja y sexual, también tiene... Leer más.

Tienda en Línea